martes, 17 de enero de 2017

La vida de Sangre Chicana


Fotos: Pablo Lozano.
Sangre Chicana

(KSM) Andrés Durán Reyes mejor conocido en el medio luchístico como Sangre Chicana o “El Pocho Maldito” es una de las figuras que dejo huella en el pancracio nacional, hoy ya retirado de los encordados trabaja en el Gym Sport de la Colonia Zapata en Nuevo Laredo en el Estado de Tamaulipas, donde comparte sus conocimientos con las nuevas generaciones de gladiadores y gladiadoras incluyendo sus hijos.


Rudo como pocos e incluso apodado por las multitudes y la prensa de aquellos años como “El Amo del Escándalo”, su vida no fue fácil, si bien muchas son las satisfacciones que le dejo la vida en los cuadriláteros hay muchas cosas que hay que hacer para triunfar.

“Yo ya estoy prácticamente retirado de la lucha libre, si acaso luchare tres o cuatro veces al año para mantener la condición pero ya no quiero luchar, para mí ya estoy en el retiro”, señaló Andrés.

Esto debido a que “en primer lugar es el tiempo que no te perdona, la otra es que tengo una lesión en la rodilla, quiero seguir caminando derecho, ya no quiero arriesgarme y además le tengo miedo a las cirugías”.

Con orgullo dice que todo lo que paso y vivió alrededor de los cuadriláteros “por supuesto que valió la pena, la lucha libre me lo dio todo, no soy millonario ni rico pero lo mucho o lo poco que tengo se lo debo a la lucha libre, además me dio hijos, hijas, mi mujer que tuve yo la conocí en la lucha libre, para mí siempre va a ser bendita aunque a veces nos quita, para mí es bendita la lucha libre”.

Lo más hermoso “que me dejo es mi familia, la madre de mis hijos Sangre Chicana Jr, el Hijo del Sangre Chicana, yo la conocí en la lucha libre, a mí me ha dado mucho”.

Y es que son muchos los sacrificios y el costo de ser una súper estrella no lo paga cualquiera “porque a muchos compañeros les ha quitado sus hijos, en el caso del Perro Aguayo lamento mucho lo que paso con su hijo El Hijo del Perro Aguayo, a mí me ha quitado mucho tiempo para estar con mi familia que es lo que nos quita a nosotros los luchadores, tiempo, por ir a cumplir fechas dejamos un rato a la familia, ese es el precio que tenemos que pagar nosotros los luchadores, dejar a la familia sola”.    

Originario de Paredón en el Estado de Coahuila nació un 30 de noviembre de 1951 posee un historial muy amplio pues como enmascarado obtuvo las tapas de El Puma, Dragón de Oro y Dragón Rojo.

Luego de perder la máscara ante su paisano Fishman, siguió apostando la cabellera y obtuvo melenas de la talla de El Cobarde; Los Tigres del Ring, Dragón Rojo, Gran Cochisse, Ringo Mendoza, Cachorro Mendoza, MS-1, Perro Aguayo, El Satánico, El Faraón, Talismán, Apolo Estrada, La Fiera, El Magnífico, Latin Lover, Polímero Espacial, Enrique Vera, El Cobarde II, Pirata Morgan, Jaque Mate y Sergio Romo Jr.

Dentro de los que lo dejaron sin melena se encuentran gladiadores como El Faraón; Águila India, Ringo Mendoza, El Satánico, Vampiro Canadiense, La Fiera, El Justiciero, Heavy Metal, Sergio Romo Jr, Shocker, Tinieblas y Laredo Kid en lo que fue su última lucha de apuestas como profesional en el 2008.

No hay comentarios:

Publicar un comentario